Noticias Universidad de Antofagasta

Dirección de Vinculación y Comunicaciones Universidad de Antofagasta

Coro de la UA y Orquesta Sinfónica de Antofagasta emocionaron en Concierto de Semana Santa

7

Fue un encuentro cargado de emotividad y simbolismo el vivido en la Catedral por parte de la Orquesta Sinfónica (OSA) en conjunto con el Coro de la Universidad de Antofagasta (UA), quienes actuaron ante los fieles que se congregaron como Martes Santo en dicho recinto.

Recordemos que la presentación se enmarca en las decenas de actividades que preparó la Iglesia para estas fechas, que en ese día se recordó en el Evangelio que Jesús anticipa a sus discípulos la traición de Judas y las negaciones de Pedro.

Además marcó la primera vez que ambas agrupaciones coincidían juntas en una presentación en la Catedral de la ciudad, más aún en fechas tan importantes para la Iglesia Católica y sus fieles.

El concierto tuvo un repertorio elegido para la ocasión y que reflejó una combinación de música clásica y barroca, con creaciones tan importantes como “Stabat Mater” de Pergolesi y Rossini, “Requiem” de Mozart y la Pasión según San Mateo junto con el “Coro Final Cantata 147” de Bach, entre otros. Todo esto dirigido por Claudio Nazar.

Una actuación que emocionó  a muchos presentes que se quedaron luego de la misa de esta importante semana tras una impecable puesta en escena de ambos conjuntos, que contó  con el apoyo técnico del equipo de la Corporación Cultural de Antofagasta (CCA).

Anuncios

2 comentarios el “Coro de la UA y Orquesta Sinfónica de Antofagasta emocionaron en Concierto de Semana Santa

  1. Claudia Paz Maureira Tavilo
    28/03/2013

    Gracias a todos/as: autoridades Gloria Valdes, familiares amigos, ( Carlos Garcia Banda Leslie Jacqueline Silva Cerda , Gastón Soto, Irene Tabali Zuñiga, María Eliana Meneses entre otros en fin podría seguir escribiendo) compañeros y público que asistieron al concierto de “Semana Santa”realizado ayer en la Catedral de Antofagasta junto a la Orquesta Sinfónica de la Corporación Cultural de Antofagasta y el coro de la Universidad de Antofagasta bajo la dirección del profesor Claudio Nazar , sus aplausos y presencia es el mejor regalo que los artistas necesitamos para ir creciendo y cada vez hacerlo mejor…fue un concierto aplaudido de pie y el público siguió sentado cuando ya había terminado .
    Claudia Maureira Tavilo Corista de la UA

  2. CARLOS GARCIA
    28/03/2013

    Un concierto especial.
    En la noche de ayer, 26 de marzo, asistimos a un especial concierto programado por el Coro de la Universidad de Antofagasta y la Orquesta Sinfónica de la Corporación Cultural, con motivo del inicio de la Semana Santa, en un recinto dedicado a la oración y al recogimiento como lo es la Catedral, actividad que se inició después de una breve espera por el final de la Santa Misa, y en un justo y prudente tiempo empleado en organizar todo un escenario con sillas, atriles, partituras, bancas, tarimas para el coro, carpetas, y hasta efectos técnicos y de amplificación, libreto, locutor y un inmenso despliegue de medios aplicados con una rapidez extraordinaria gracias al trabajo de un reducido pero eficiente equipo de trabajadores del teatro municipal dejó en pocos minutos todo listo para disfrutar del anunciado concierto y difundido concierto, especialmente en estas mismas redes sociales.
    El locutor anunció los detalles de la obra, y debo reconocer mis agoreras predicciones de asistencia, por cuanto atentaba a esta actividad de orden espiritual, el desarrollo del partido de Chile – Uruguay. Pensé, sinceramente, que seríamos muy pocos los privilegiados en la tribuna del “respetable”. A esa hora, las calles del centro de la ciudad lucían solitarias, con muy poco tránsito y hasta se percibía la sensación de encontrarnos en medio de la madrugada, por el poco movimiento de autos. Se confundían las sensaciones por los festejos inconfundibles de alguna fiesta familiar o “dieciochera”, a juzgar por las ráfagas que traían claramente impregnadas a partículas y aromas de carbón y asado, el que suelen elevarse por todo el éter antofagastino cada vez que hay un encuentro deportivo de esa magnitud. Al terminar la misa, con asistencia de los feligreses que periódicamente participan de este acto litúrgico, quise también creer que la evacuación del templo se realizaría a toda prisa, por el programa deportivo anunciado; pero ¡vaya sorpresa. Nadie se movió de sus asientos y, al contrario, pronto comenzaron a llenarse de público las pocas bancas disponibles y la catedral completa o a “tablero vuelto” como decían mis abuelos en su lenguaje de los teatros, después de las afinaciones y preparaciones previas a cargo de la primera violín, vino la esperada entrada – con el aplauso y beneplácito de los asistentes- del joven Director del coro, y en esta ocasión también de la orquesta, el que muy a sabiendas del programa, con una impasible tranquilidad, comenzó a dirigir el repertorio anunciado.
    El Coro de la Universidad de Antofagasta lleva pocas semanas de ensayo. Sin ser muy “oreja” ni tener gran valor mi crítica por ser más que ello un simple y sano comentario entre amigos, deduje que cualquier “pifia” o “fallita” podría generosamente ser comprendida y perdonada, por cuanto es perfectamente factible caer en situaciones producto del proceso de aprendizaje y ensayos o el muy poco tiempo de haber iniciado esta esforzada fase de preparación del repertorio. No podemos olvidar, sin ser experto y por sentido común, que no es fácil afiatar las voces de un conjunto musical de estas características, con integrantes de todos los ambientes, especialmente estudiantes y sobretodo trabajadores que dedican su descanso a fomentar esta virtud por puro “amor al arte”. Poner “a tono” al conjunto musical y agregarle el gran valor de la calidad interpretativa de una OSA, conformada por maestros y profesionales con gran prestigio y que, para mayor orgullo es “nuestra”, es decir de todos los antofagastinos, no es tarea sencilla, como todo , exige trabajo grupal, colectivo y voluntad.
    Equivocadamente otra vez, pensé que tendríamos un Director visiblemente nervioso. Gran error de apreciación, para seguir con el ¡vaya noche de sorpresas! sencillamente el Maestro Nazar fue magistral, diría que eso nos permitió un más que agradable momento musical. Lo sentí muy real, muy humano, muy profesional. En la motivación del arte mismo, y en ese lugar sacro, me sentí verdaderamente “cerquita del cielo”. El “Stabat Mater” de Rossini, y piezas que no recuerdo sus nombres pero de conocimiento clásico, irrumpieron el silencio de ese recinto para irradiar con sus ecos, interpretaciones corales y musicales de la máxima calidad, (a mi humilde o casi ignorante entender), con un conjunto orquestal concentrado en la tarea de ofrecer su trabajo de tantas jornadas, con una voces juveniles y de mayor madurez que nos hicieron sentir como si estuviéramos en el edén, (si es que en el cielo “cantan” tan hermoso). La imaginación da para mucho, pero eran ángeles, y se palpaba ese presencia espiritual de aquella Santísima “Madre Dolorosa” y sufriente, con su mirada perdida en el sangriento e inerte cuerpo de su hijo muerto en la cruz. Yo la vi allí presente en el altar, y su hijo también observaba atento con su brillante mirada desde el sector central. Sin duda que para mi sensibilidad y apreciación, fue todo un espectáculo de gran mística, respetuoso, sobrio, bien ejecutado, con mucha voluntad y gran recogimiento invitándonos, definitivamente, a vivir en forma diferente la Semana Santa. Hubo momentos de silencio sepulcral, especialmente cuando la orquesta tocaba en su más mínima tonalidad las notas que marcaba con mano suave y firme el Director, sorprendiéndonos por su serenidad, calidad y capacidad: Ni una muesca, ni un rictus ni muestra de duda; claro y preciso, seguro de sí mismo y tremendamente confiado de “su” coro, y de “su” orquesta….
    En lo que respecta a mi sentimiento personal, me senté nostálgico al ladito de los contrabajos. Estaba, y la sentí presente entre nosotros, la mujer de los “tatuajes en la espalda”, que tantas veces vimos ágil y entusiasmada en su tarea. Un joven, al parecer, en su reemplazo y al lado de él, otro músico notable y maduro, que ha sido y fue su compañero por tantos años. Sentí a la Verito Funes y su compañero, marcaba con pasión y compromiso las notas graves del instrumento, como ofrendando sus sonidos a la físicamente ausente.
    Los vientos irrumpían con sus sones de ¡Gloria!, por que sí, estábamos tan concentrados escuchando esa música sacra, grandiosa de trompetas y clarines, profunda y de abismos de timbales, melodiosa y dulces de violines, que no puedo negar que pude sentir al mismo Jesús bajando del altar en Gloria y Majestad, con la marca de sus llagas, en las manos y pies, pero sonrientemente resucitado.
    Largo seria expresar lo que apreciamos. No había otro día disponible; podría haber sido un lunes, era lo que nos preocupaba, porque no sabía que hubiera tanta gente amante de la música y tantos que renunciaron a la entusiasta instancia del fútbol (pasión de multitudes) y permanecer en ese sitio, impregnándose de esa espiritualidad maravillosa que nos regala la música.
    Luego de la fina, caballerosa, paciente, concentrada y extraordinaria dirección del “Master” Nazar,( cuyo padre estuvo tantas veces sentado en esa misma orquesta), vino la recompensa de un público que se puso de pie, en actitud de sincera gratitud expresando con sus vítores respetuosos a los integrantes del Coro y de la Orquesta, en la persona de su “Dire”, golpeando estruendosamente las palmas de sus manos, con todo la alegría y satisfacción de aprobación, porque eso es el aplauso, un regalo y agradecimiento del alma, y como grito de satisfacción plena, de saludo y felicitación a los coristas, a los músicos, a esos trabajadores silenciosos, al que anunciaba, a los que sacaron y pusieron los atriles, a los que ponen o sacan los micrófonos, o al que enciende o apaga las luces, diciéndoles a todos GRACIAS. Esa es la forma, es muy correcto lo que hacen, sobretodo que se nota desde lejos esa gran cuota de amor, de amor al arte, con sacrificios y renuncias. Bravo por ustedes y bravo por todos los que descubren una vez más, que la música nunca dejará de ser, el principal alimento para el alma
    No creo que alguien me prive el derecho de expresar, a nombre de los que nunca dicen nada por que no tienen la oportunidad, un reconocimiento a todos los involucrados, en especial a esas voces jóvenes y nuevas que nada deben envidiarle a nadie, haciéndonos sentir orgullosos de la calidad de vocal de la gente de nuestra ciudad o que han llegado a ella a quedarse y a compartir sus virtudes y dones con nuestro pueblo de Antofagasta, agradeciéndoles a través de estas líneas, todo el trabajo, porque cantar o tocar requiere de permanente ensayo, y al igual que el deportista, requiere de entrenamiento, para sellar después de una ardua jornada, este regalo musical que nos sitúa en medio de una semana de recogimiento y oración. A propósito de ello, como dijo el maestro Nazar en la radio, allí también nos juntamos para orar. Cuando terminó el concierto, con el gran aplauso, descubrimos que nuestra presencia también había sido útil en el “reducto” religioso cercano a la plaza, porque el aplauso y la silenciosa oración fue de tanto entusiasmo y concentración, que recibimos doble regalo favorable al elenco nacional. Las bocinas ya anunciaban que Chile había ganado un buen partido.
    La vida continúa y esta semana debe ser de retiro total. Gracias maestro por la música, gracia al “Eterno Maestro” del cielo, por la oportunidad, y gracias a los antofagastinos (as) de corazón, que no sólo llenan el estadio, sino que también concurren a los recintos religiosos para honrar a quién celebramos con tanta amor, su Vida, Pasión y Muerte, pero también lo más importante, su Resurrección…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 27/03/2013 por en Vinculación y Cultura.

En Twitter

Agenda UA

No existen eventos próximos

A %d blogueros les gusta esto: